Descubriendo los videojuegos con Valiant Hearts: The Great War

Comparte este artículo en...

Un videojuego de Ubisoft Montpellier ambientado en la Primera Guerra Mundial. Aunque los protagonistas son ficticios, algunos sucesos que viven sí han ocurrido. Como sería el caso la batalla de Ypres, el uso del gas cloro, o los motines de soldados.

Si he decidido empezar con Valiant Hearts: The Great War para introducir los videojuegos a gente ajena a este universo, es porque tiene una función doble. La primera, y más lógica, entretener. La segunda es la que me ha llamado la atención, ya que tiene una tarea educativa. Casi histórica.

Esa es la razón por la que pienso que ese es un claro ejemplo de videojuego que cualquier persona puede disfrutar, y hasta debería darle una oportunidad. Además de un nivel de dificultad casi inexistente, ya que se puede recurrir a pistas (en forma de palomas mensajeras) por si uno no sabe qué tiene que hacer.

En cada capítulo y cada sección, en el menú opciones, se pueden leer unos datos históricos de eventos ocurridos o información sobre algún aspecto de la guerra

El manejo del juego es muy sencillo, de hecho uno es casi llevado de la mano al principio, y ayuda mucho el hecho de que sea un juego lineal en dos dimensiones (solo puedes ir de izquierda a derecha, y a veces entrar en edificios o subir escaleras). En sí, es una aventura con elementos de lógica, en el que habrá que buscar objetos y encajarlos en lugares concretos para poder avanzar. Nada de otro mundo.

Los protagonistas que controlas son cuatro: un soldado francés llamado Émile (el suegro de Karl, un personaje del juego), un soldado americano llamado Freddie, una estudiante belga y enfermera de campo de batalla llamada Anne y el perro rescatador Walt. Además de otros personajes que están relacionados con los que nombré. El camino de los cuatro se irá cruzando a lo largo de la historia que va desde el comienzo de la Primera Guerra Mundial hasta el año 1917, con la entrada de los soldados americanos.

Un ejemplo de lo que tienes que hacer durante el juego

La guindilla del juego será para los que adoran a los animales, ya que en ciertos momentos de la partida, uno podrá controlar al perro de rescate Walt.

La historia en sí de los protagonistas es bastante conmovedora, y digamos que el final del juego es lo que uno se puede esperar de las consecuencias de una guerra mundial.

Valiant Hearts: The Great War es un claro ejemplo de cómo se puede usar los videojuegos para crear un contenido interactivo y educativo interesante. Mientras uno intenta escapar de los bombardeos alemanes, si lo desea, se puede enterar de cómo ha sido el actual evento y las muertes ocasionadas. O incluso cómo era vivir en las trincheras.

Es probable que un libro de Historia no sea capaz de atraer la atención del joven estudiante. Pero si se lo metes dentro de un videojuego, como una especie de recompensa por avanzar en la historia, o para aportarle más información sobre dónde está, si puede captar dicha atención.

Está claro que no todos los videojuegos son aptos para tener referencias históricas de este calibre, en cabeza me vienen los Call of Duty y otros del estilo. Pero si tienes un estilo gráfico que se parece casi a un tebeo o dibujo animado, y la función principal no es desahogarse en matar a todo lo que se mueve, pues se hace más interesante la experiencia.

Si no posees una consola, no pasa nada. Se puede comprar el videojuego en Android, iOS e incluso Microsoft Windows para jugarlo en tu teléfono móvil o la tableta. Además no es muy largo, de recuerdo lo acabé al 100 % en menos de 8 o 9 horas, así que solo pasar la historia estará en 6 o 7.

Lo puedes jugar como si fuera una serie, de episodio en episodio de 30 minutos.

Comparte este artículo en...

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.